domingo, 11 de marzo de 2012


Un manto de realidad
se cierne sobre mi
espalda y
desabriga .
Me deja
al desamparo del viento,
de las viole/n/tas luces
que sacuden la mañana
feroz
de mi ventana
enrejada.

Caen los colores,
me saltan a la yugular,
me muerden,
estrangulan.



La lente y el ojo
detrás de la lente
que congela
felicidad
y estampa
la mirada 
me enceguece
el sueño y
desvelada /sin velo/
rompo en llanto
inexorable.

11 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Traigo kleenex, cariño y un abrazo gigante.
Todo para ti.
De corazón.

Amanecer Nocturno dijo...

En el velo se camuflan las lágrimas, es su mayor utilidad.

Me embriaga esta tristeza.

Un saludo.

MAGAH dijo...

"Un manto de realidad..."
y
"...rompo en llanto
inexorable."




En el medio los sentires.

Abrazo.

Sarco Lange dijo...

Tus ojos son los de una soprano mirando un barco que se aleja.

Bs.

Chac Mool dijo...

Come algo y duerme un poco, eso siempre es bueno para un alma lastimada.
Buena vibra!

Malena dijo...

Hoy tengo una nostalgia de domingo por llover. Tus versos caen como anillo al dedo o como lágrima a las mejillas.

Anónimo dijo...

Va mi pañuelo.
Y mi bes0.
Ana

guille dijo...

a veces la realidad nos tapa la visión de lo que deseamos.

...que no es otra cosa que una realidad diferente.

hay que sopesar muchas cosas antes de dar el salto y caer en donde queremos estar (las mochilas cada vez están mas llenas y dificultan saltar).

pd: tienes que cambiar el modelo de comentarios. Este no deja la opción de recibir las respuestas.

f dijo...

la realidad la construimos, loba.
ésta no tiene vuelta?

Fabiana Andrea Molina dijo...

Cuando nos sacamos las vendas de los ojos tanta realidad suele ponernos como justo arriba del precipicio mas alto, en total desconcierto...
Pero siempre encontramos la forma de volver a poner los pies sobre la tierra
=)

Besos!
Fabi

Axis dijo...

A veces no debemos caer en las trampas de la fotografía, suelen mostrar otra realidad o darnos el recuerdo que queremos tener...

Y a veces llorar, finalmente consuela...

Te abrazo loba hermosa.