miércoles, 4 de mayo de 2011

Me enamoro platónicamente de algunos autores -hombres y mujeres- y hago el amor con ellos mil veces.
  Amo eso profundamente.
   Y también poder decirlo.
    Odio estar apurada para lo que sea.
      Odio correr para todos lados excepto cuando escribo, que cuando corro escribiendo me sale el alma por los dedos.
         Amo los ricos olores :los olores del cuerpo me seducen intensamente. Prefiero no ahondar en detalles a este respecto, pero amo el olor en las sábanas después de una buena y merecida revolcada.
            Amo el mate.
              Odio el chuker en el mate.

5 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Que suerte que seas tan enamoradiza.
Disfrútalo.

Besos.

Carmela dijo...

Leer con pasión; escribir con furia del alma; un buen revolcó y tomar mate, ¿que mas se puede pedir?, no esta nada mal tu planteamiento para vivir.
Besos Loba

lobamarino dijo...

Toro, no soy enamoradiza.Tal vez apasionada.
Besos y gracias por todas tus palabras.

Carmela, a veces no me conformo y pido más.Pero es cierto, no está mal...para empezar.
Abrazo

Mónica dijo...

Amas el mate?

lobamarino dijo...

Mónica,
sí.mucho.es uno de esos placeres de los que jamás me privo.sobre todo a la mañana.Y si es compartido tanto mejor.
Saludos