sábado, 14 de enero de 2012

Tras el velo
tras la serena
máscara,
tu fuego
incendia
mis retinas y
ciega, grito
el desamparo
silencioso
de tu ausencia

11 comentarios:

guille dijo...

Hay ausencias que están presentes todos los momentos del día.

Sarco Lange dijo...

Tras la máscara hay un bosque, y tras el bosque hay máscaras.

BS.

esa de afuera de mí dijo...

ay... la palabra desamparo... esa palabra... uf
loba! que tal cual.

besos

L.

TORO SALVAJE dijo...

Que grito más desgarrador.
Duele oírlo.

Besos.

Carmela dijo...

una quemazón difícil de apagar, y qué puñetas que no queremos apagar, solo sentirla continuamente.
Besos, Loba

emiliano dijo...

!

desnudamentehumana dijo...

tengo aprehensión por las máscaras,
aparte de que no protegen, asustan.
beso

f dijo...

no te preocupes que ya voy a volver!
;) (modesto f)

brindo por muchos mas poemas, por muchas rositas, y por mucho amor.

un abrazo f

Malena dijo...

Gritar el desamparo es una manera de salir de él. Quedamos al amparo del grito.

Anónimo dijo...

Pues ya me sabes dónde.
te beso
Ana

Halcón peregrino dijo...

La vida es tan compleja, que me has hecho pensar que a veces no se echa de menos personas si no circunstancias. Que incluso se puede añorar hasta la soledad. De cualquier manera lo siento hermoso.

Un abrazo.