jueves, 4 de agosto de 2011

Reunir
los cuerpos.
Rozar
los ojos  la boca  la piel
los sexos.
Palparlos
con la yema de los dedos
con la lengua y
el olfalto.
Sentir
la respiración
pausada o 
agitada,
sedienta.
Saber
que se puede
decidir 
permanecer
gozar o
retroceder.
Que nada
nos priva de
vivir.
Que nada
nos
prive.

7 comentarios:

Zeta dijo...

Que nada nos prive... de leer(te).
Me gustó!

Sandra dijo...

Que nada nos prive, pero pareciera que el lema de algunos es "para qué lo voy a hacer sencillo si lo puedo complicar". En fin... cada uno sabrá Loba.
Saludo

TORO SALVAJE dijo...

Hay vidas y vidas.
Tiempos y tiempos.

Disfruta de lo bueno.

Besos.

Andrea dijo...

Hermoso bonita... como todo lo que surge de ti! Abrazo!

desnudamentehumana dijo...

decidir,
que nada nos prive,
sumados a una alta cuota de deseo
y es casi la libertad.

abrazo mujer!!

Poeta dijo...

"Rozar
los ojos la boca la piel
los sexos.
Palparlos
con la yema de los dedos
con la lengua y
el olfalto..."

Los sentidos a flor de piel.

Me encantó.

Saludos.

guille dijo...

Que nada ni nadie nos prive de vivir.

Lo de rozar, palpar los sexos me ha gustado.

...¡¡Ah!! ¿Que había mas cosas? ¿Por que será que no las ví?